Nicanor

by Domingo En Llamas

/
1.
2.
04:18
3.
4.
03:35
5.
03:12
6.
7.
8.
9.
04:05
10.

about

Grabado, mezclado y masterizado en La Madrigalera, Caracas, Venezuela.

credits

released November 6, 2015

Letra y música por José Ignacio Benítez.

Producido por Moisés de Martín.

Portada: Agnus Dei por Francisco de Zurbarán.

tags

license

all rights reserved

about

Domingo En Llamas Caracas, Venezuela

Todos los archivos están en .wav l 16-bit l 44.1

contact / help

Contact Domingo En Llamas

Streaming and
Download help

Track Name: Ábacos que se mueven solos
Que rompan su mejor manga
los verdugos del alivio,
primero el desarme libio,
después a estudiar charanga,
¡Que con betún de galanga
nos dejen tragar concón!
Hampón.

"¿Hosanna es que dices tú?
pues que ya todo lo sabes.
¿Conoces tú los transgénicos?"
—Sé las claves.

(Magnetos cambiando polos)
butuba: mofongo y gunda,
mi niña meditabunda
lo coge vibrando solo,
le reiteró el protocolo
y el ábaco se batía:
—"Ehmmm, buenos días".
"Escucha, ¿qué sabes tú
de las malas energías?
¿Conoces algún antídoto?"
—La alegría.

Ruiseñores, malhechores,
ábacos ardiendo solos,
un vil, dos brasas, tres dolos,
yuca amarga, coliflores,
escopetas de colores
le dan chuleta a Mambrú:
—"Di tú".

Ahora que ves rodando
agujas por la marina
¿Se movieron por su cuenta?
Imagina.
Track Name: Sé
Sé como el pálpito que se encona
y nos convierte espejos en mares.
Sé como el hábito que perdona
errores de vacíos y azares.

Sé semilla distraída, carne que a su árbol volvió,
piedra viva entre tu almíbar,
tonante escama de sol,
felino de seda, gallo de madera,
tambor y mandolina, ¿cómo lo combina?
Papagayo en vida, su sombra repetida,
números pares en tus pesares,
nube de candela, casco de ciruela,
ángeles en Riga, ¿quién talló la espiga?
Fuego que salpica, arpegio con gubia,
y si bien no es lluvia: diluvia.

Sé como el río que condecora
rociándonos la sed del escudo.
Sé como el frío que te atesora
mulléndote en la rosca del nudo.

Sé semilla diferente, mango verde (sé la sal)
bronce casto, mascapasto, caminito, luz total,
garbo en la pirueta, astro de maceta
y en la añadidura una poda con dulzura,
tijera y recorte, desayuno en Sorte,
vela de sebo como placebo,
gravedad inversa, viento, pastor persa,
garúa en la carreta, carrera y voltereta,
furia y bambalinas, tres parques sobre ruinas,
en sumatoria: sé memoria.
Track Name: Himno Nacional
Este es el Himno Nacional
de la República de la Llama Interna,
es su gazebo el palacio del festín,
está instrumentado para balas de salva,
cien coros mixtos y las campanadas
que das tú y queda firme.

Este es el Himno Nacional que siempre
soñé hacerte entre nuestras fronteras
con táctica, delirio y precisión,
la letra no es de Vicente Salias
la hice yo que bien dispongo de dos alias:
Villamediana y Pescador Martín.

Este es el Himno Nacional que enaltece
el brazalete que puse en tus manos
antes de alinear las culebrinas del galeón,
la música no es de Juan José Landaeta,
la hice yo tallándola con la saeta
en su escudo de florete y bailarín.
Track Name: Sol amén
Salga bien o salga mal habrá una sola vía,
el rezo me lo inventaría,
no dirá "hacia atrás"
ni por onomatopéyica manía
y está bien, muy bien, miro para atrás
y un sol que cruza la montaña dice "amén".

Salga mal o salga muy muy bien el costo sería
horas penitentes en la vía,
sobrias desventuras
de vértigos y locas geografías
junto con canciones de temas importantes:
la máquina, la pócima, la súplica.

Y ahí frío colgaba, no se distraía,
nadie lo agitaba ni se reía,
y lo vimos saltando, incluso de alegría,
podando la loma por donde nos salía
gritándonos su salmo celestino
en un unísono de palmas y sangría.
Track Name: Astilleros
El costillar entero de una extraña embarcación
se hizo en "Atarazana Universal La Ascención",
ácida la herrumbre, bien ha valido probarla
aunque sospecho que usó limón en la oxidada,
descalibrando el celo cardinal,
untándonos con el zafiro grial
y haciendo un damero
te encontré en ese astillero
diluviando entre las tablas que piqué.

Fui hasta la otra plaza coralina a la brazada,
traje 3 abejas recogidas con cordel,
no hubo contratiempos excepto la suciedad
y un código invicto: la nueva ley de gravedad
que convierte el 1 en un millón
con dos de arena y 3/4 de ron,
y aunque pude alzar el vuelo
sin antes tocar el suelo
fui expatriado de tu sanación.

Resistí con pan, miel y un turrón,
y cartografié toda su armazón
pero ponle cascabeles gigantescos de candela
y no te astilles más el casco, por favor.
Track Name: Propiedades ocultas de la luz
Sírvase en ayuno, enmantada en sereno,
bautismal en lluvia y sol
volví loco como el buey risueño
empalagándoles el ceño:
propiedad oculta de la luz.

Nívea chispa y olorosa, encandilada
con sus serpentinas de palma a consagrar,
derramando el oro en su velo,
escarcha y celofán al duelo
en otra cualidad certera de la luz.

Tómese en silencio, halo y espuma,
color de zurcido al alumbrar,
al amanecer te espero
para el adiós en el embarcadero:
facultad secreta de la luz.
Track Name: Responso al invierno en Caracas
Con ese filito perfecto en su mango entirrado
apunta a la liviana horqueta del tronco cremado
crujiéndola en chispas de baba.
Velocidad y látigo de codo, hombro y muñeca
a veces llamada 'mabita', 'aro', 'cinemateca',
en ciertas ocasiones 'pava'.

Invocábamos la brisa olor a extraña canela
que hacía brotarnos la celosa escarcha que cuela
la antorcha que derrite el cielo
y con su monocorde y tosca invisibilidad
y ubicándose en círculo por toda la ciudad
le agitan los nimbus su velo.

El aguachispa cae y agujetea en la cara,
choca con plástico y tela, óyeme si la atrapara
raspando la cuerda vocal
que compartían loros, grillos y ranas urbanas
y alacranes muy atentos cuidando las aduanas
en su retardo procesal.

¡Dang! La campanada al semillero de las maracas
para recibir al invierno pluvioso en Caracas
y licuar la furia de la
terca primeriza de Escopolamina Burana,
bautizada en la madrugada entre gritos de Hosanna
y de ungüento de ciruela.

La chapaleta chucuta empichacaba el chaleco
mientras la paliza de agua ¡rácata! enchumba el eco,
clave mágica: neumonía.
El pantano de rocío se licúa en el frío
y en el alero de guanábano de mi bohío
el trueno seco enardecía.

Y recordemos bien que el último triunfo fue agónico,
sufriendo reabsorbía su dióxido carbónico
en otros juegos que entristecen
aunque resuelven cuando ese rozagante jardín
retoma un poco del cyan y del filin del verdín
y con afecto se abastecen.

Y la perrajería escancia y celebra las sobras
ensayando en modo caballito sus mil maniobras.
¡Cuánto han afilado su anzuelo!
Tu llave de cruz de tres pomos, pleno rayo de hilo
minándoles la parada con cuñetes de tilo
y tachuelas para el orzuelo.

Secamos sin luz las semillas que garrapiñábamos
bastándose en el zinc pandeado que tobogábamos,
en el Metrocable nos vimos
bajo el sol de porcelanócida y mosaiquería,
con tu tatú de pajarito de jardinería,
volviendo un plátano en racimos.

Maravillas, faringotraqueitis, amigdalitis,
fantasía y nuevas cepas de polen con rinitis,
la danza del goteo tibio,
sus decisivas competiciones en sitios clave,
su experticia en la ruta con un mapamundi de ave
y con la dieta del anfibio.

Calló la dulce sirena de acrobática gracia
que manejó con Pancracia (prima de Burocracia)
la verde y sulfurosa Bera.
Esa mañana y por los vapores murió de asfixia
la hermana de María Diadema y de esa noticia
nació mi "Misa en la Gavera".

Lo peor: sonaba con bandola "Lazy River"
mientras los convives diseñaban en el cyber
los rin 15 "Hecho en Venezuela".
Fluorescentes conos de goma y un vapor de cáliz
derritieron luego los acordes de "A town called Malice"
aunque por ésto habrá secuela.

Crecía la gama de ilusiones, santos e histerias
y en las pantanosas batallas sobre nuestras ferias
el rastrojo nos ebullía.
Había en el oeste luna de sangre silvestre
pero el gran aguacero en Caracas nace en el este
y nada más nos perseguía.
Track Name: Cruz de estrellas
La sombra más débil de un rayo se ató,
de ahí sacó una chispa prestada del horno,
esa luz de carne ya más que divisable
tenía escaleras de piedra plegable
y más abajo voces en una seguidilla
chasqueando el mar con escobillas,
estruendo y centellas como barbas de maíces.

Lavada con arena y pulida con arroz
se ancló titiritándonos,
un ruido seco cerraba el trato,
sangra la palma, el cuchillo ardió
y el rayo que ataba la delgada luz
salvaba a tus cantores en la decisiva estanza,
sibilante cruz de estrellas a imagen y semejanza.
Track Name: La novilla
Míranos mareados cascabeleando en el verdor,
desgranando ofrendas, descascarando arroz.
Novilla bermeja en su albor,
se enjuaga la cara en la niebla.

Las sombras que se tiñen en sus cántaros, con cal,
hilan sus rosarios con las uvas de cristal.
Novilla tan sana en el don
de atar la muralla y la hiedra.

Ella le escondía la canela a Nicanor
en el crescendo colorido de su ruiseñor.
Novilla del árbol cantor,
me ensalma en su cáliz de piedra.
Track Name: Si Dios quiere y no me muero
Si Dios quiere y no me muero
varado, hirviéndome bajo el aguacero
cantándole a las sobras, esquivando los truenos
dudando de la astucia y de los angelitos nuevos,
huyendo de la escapatoria,
arrasando sin pena ni gloria
y entre tanto con su sonrisa burlona
nos cantaba desde aquel balcón la zona,
camilla reencarnable
con chocolate y salitre,
ronronea en Cuba Libre,
piano merengue bailable.

Si Dios quiere y no me muero
veré a los reyes magos amanecidos, en febrero,
trayéndome al detalle mi relojita de pulsero
y un columpio reversible para el señor del limonero
porque en la playa que nunca escampa
el que llega y no excava no acampa,
y al cabo se durmió con su guanábana madura
en los guayabales de madera, pura
ceniza de una volcánica
explosión en la bahía
que amplió de color su día
pero hizo a la noche asmática.

Si Dios quiere y no me muero
de vez en cuando, de cuando en vez,
del principio a lo primero,
besé a una mapanare en su boquita de goma
y un tigre loco sonrió en su antona que tona tona,
en el cielo de cada subsuelo
otros levantarían su vuelo
festejándonos los grillos más traviesos,
desacoplando el espíritu y los sesos,
pescaba la submarina
con mar de leva crujiente,
da igual si te ve la gente,
da igual maicena o harina.